NAVIDAD 2010, Carta del Niño Dios a los hombres de buen corazón